El incremento de la licitación de obra pública en Granada no saca a la provincia del vagón de cola de las infraestructuras.

La licitación de obras públicas en la provincia sumó en 2018 un total de 176 millones €, frente a los 80 millones € del año 2017. El incremento de 96 millones € supone una subida del 154 %; aunque la provincia continua olvidada, sin ejecutar obras imprescindibles para su desarrollo y sin planificación alguna de la Granada del futuro.
La inversión del estado en Granada ha pasado de 7,63 millones € a 9 millones € en 2018. GRANADA sigue fuera del mapa de las
inversiones del estado Español, a pesar que el crecimiento representa un 18%.

Inversión del Estado en Andalucía (miles): 740.739

Inversión del Estado en Granada (miles): 9.052

% de inversión Estatal en Granada/ Inv. En Andalucía : 1,22%

En Granada el ESTADO ha invertido (2018) 9,92 € / habitante, ocupando el puesto 49 de 52 de las provincias, solo por delante de Córdoba,
Vizkaya y Lugo. Ese volumen de inversión (9,92 €/h) contrasta con los más de 627 €/habitante invertidos en Almería.

La inversión del Estado en Granada se reduce al 0,23 % del total (9 MM / 3.854 MM €), cuándo por población debía ser el 1,96% (75,5 MM €).

Inversión del Estado en España: 3.854.718
Inversión del Estado en Granada: 9.052
% de inversión Estatal en Granada/ Inv. En España: 0,36%

Esta situación nos lleva a seguir un año más sin conexión ferroviaria AVE a Granada; a que nuestros agricultores de la costa “disfruten” de la presa de Rules sin poder utilizar su agua; a que nuestro litoral se encuentre abandonado y sin posibilidad de desarrollo turístico; a
que nuestras conexiones eléctricas continúen siendo las peores de España, sin permitir el desarrollo industrial de la provincia…
Por su parte la Junta de Andalucía ha licitado 109,5 millones frente a los 33 millones de 2017. De los cuales 45 millones son inversiones en
materia de depuración de aguas, procedentes de la recaudación del denominado “canon del agua” que pagamos todos los granadinos. El déficit de infraestructuras en materia de depuración de aguas ha sido paliado parcialmente, teniendo en cuenta que somos la provincia que
acumula un mayor retraso histórico en la depuración de agua de Andalucía, la inversión llega muy tarde y no procede del presupuesto.
La Administración autonómica debe pasar a los hechos y comenzar a ejecutar infraestructuras: el cierre del anillo de la Circunvalación y la
ejecución de Viales de Accesibilidad Urbana (VAUs), estudio de la ampliación de la superficie esquiable, la ampliación del Metro, la carencia
de amarres deportivos en la costa, son algunos de los proyectos olvidados en la provincia, que tienen que ser ejecutados.
El volumen de inversión licitado por la Junta de Andalucía para toda la comunidad en 2018 ascendió a 533 MM € Vs 435 MM de 2017, un
incremento del 22%, sin duda insuficiente.
Las Administraciones Locales, por su parte, (Ayuntamientos y Diputación de Granada) han licitado en todo el año 57,64 millones de
euros, cifra superior a los 33 millones euros del pasado año. De los cuales el Ayuntamiento de Granada ha licitado solo al 0,60 %
(343.000 €) una ridícula cantidad, más aun teniendo en cuenta que solo los fondos Dusi otorgados por el Ministerio a Granada ascienden a 15 Millones de euros, sin duda una lamentable gestión, que hace posible que dicha inversión acabe por ser devuelta.
Además, el Ayuntamiento de Granada ha sido incapaz encauzar el proyecto de remodelación del eje Palencia – Arabial (a ejecutar por la
Junta) y que generará sin coste para el consistorio una inversión de otros 5 MM de euros más.

Por otro lado la falta de agilidad de Diputación a la hora de desarrollar proyectos ha hecho que la corporación Granadina licite muy por debajo de su capacidad; además, los sistemas de adjudicación basados en la
subasta siguen empobreciendo a la provincia al provocar adjudicaciones con bajas medias del 40 % en buena parte de los proyectos licitados.
Finalmente, si analizamos el volumen invertido entre las 3 administraciones (Estado, Junta y Diputación Ayuntamientos), en
Granada se invirtieron 176 MM (193,05 €/habitante) avance desde los 80 MM € (88,06 €/ habitante) de 2017. Pero que es necesario siga
incrementándose ejecutando proyectos de primera necesidad para la provincia que hagan de Granada una provincia más competitiva.
Los granadinos merecemos otro tratamiento y reivindicamos nuestro total rechazo a la apatía de las distintas Administraciones por terminar con el retraso de las infraestructuras de Granada. Es hora de ponerse a trabajar y alcanzar acuerdos que permitan que, al menos, se invierta en esta provincia la cantidades suficientes para ejecutar estas infraestructuras que debían estar ya más que finalizadas.
Así, entre otras, la mejora del tráfico y la calidad del aire del área metropolitana son preocupaciones que deben ser abordadas desde las
instituciones públicas, planificando infraestructuras que puedan corregir los actuales desajustes; para lo cual presentamos hoy el dosier de
Infraestructuras Pendientes de Ejecución en la provincia de Granada. Es necesario apelar a la responsabilidad y tener altura de miras por parte de los responsables políticos granadinos para liderar y abanderar proyectos de infraestructuras que Granada necesita.

 

 

Compartir es demostrar interés!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *