Constituido el consorcio para promover la candidatura de Granada como sede del IFMIF-DONES con una dotación de 1,5 millones
Transformación Económica y Ministerio de Ciencia firman el convenio para crear este ente, que gestionará la colaboración científica, económica, técnica y administrativa de ambas administraciones

El consejero de Transformación Económica, Industria, Conocimiento y Universidades, Rogelio Velasco, y el ministro de Ciencia e Innovación, Pedro Duque, han rubricado el convenio por el que se constituye el consorcio para el impulso de la construcción en Granada del acelerador de partículas IFMIF-DONES. Este organismo público contará con un presupuesto global hasta 2023 que asciende a 1,5 millones de euros, aportados al 50% por las dos administraciones mediante la consignación de 500.000 euros anuales.

Con este nuevo paso, el Ejecutivo autonómico refuerza su compromiso con dicha infraestructura científica, que tendrá un fuerte impacto socioeconómico para Andalucía, puesto que verá aumentada la producción de bienes y servicios en 4.156 millones de euros.

Velasco ha destacado que “la candidatura española es una opción sólida, que cuenta con el respaldo del Consejo de Seguridad Nuclear y que tiene las mismas posibilidades de ser la elegida”, al tiempo que ha valorado el trabajo conjunto de todas las administraciones “para que Andalucía abandere este nuevo modelo energético”. “Desde la Junta hemos venido respaldando esta iniciativa desde el primer momento”, ha remarcado.

A juicio del titular de Transformación Económica, “esta infraestructura científica de primer nivel tendrá una repercusión profunda y beneficiosa tanto en Andalucía como en toda España”.

El consorcio estará integrado, con una participación del 50%, por el Ministerio de Ciencia e Innovación y por la Consejería de Transformación Económica y tiene como finalidad gestionar la colaboración científica, económica, técnica y administrativa de las entidades que lo integran. Se creará por tiempo indefinido y mientras dure la candidatura para albergar la infraestructura IFMIF–DONES en España.

Esta entidad se encargará, en esta fase inicial ligada a la candidatura, de promocionar Granada como futuro emplazamiento del acelerador de partículas y de impulsar las acciones preparatorias del proyecto, previas al proceso de diseño, construcción y explotación de la nueva infraestructura. En caso de que la propuesta tuviera éxito, dicho consorcio prolongaría su existencia para, por un lado, atender las obligaciones que correspondan a España y Andalucía como anfitriones de la infraestructura y, por otro, para prestar apoyo al organismo internacional que se cree en lo relativo a la construcción y explotación de las instalaciones.

Para abordar estas dos últimas fases, la de construcción y la de explotación científico-tecnológica, que sumarían un periodo estimado de 30 años, sería necesaria la modificación del convenio de constitución del consorcio y de su dotación presupuestaria correspondiente a esos ejercicios futuros. Su actividad, por tanto, se organizará en diferentes fases con objetivos y necesidades de financiación diferentes en función de los resultados obtenidos en las etapas anteriores.

Además, el consorcio podrá impulsar y participar en proyectos de I+D+i en el campo de la fusión y en otros ámbitos de la ciencia y la tecnología afines, en particular, en los incluidos en la hoja de ruta europea para la fusión.

Para el ejercicio 2021, los recursos consignados se destinarán a la puesta en marcha efectiva del consorcio, que incluye la contratación del personal necesario, la selección de la sede y el desarrollo de diversas actuaciones enfocadas a la difusión de las principales características del IFMIF-DONES. En este último apartado se enmarca la organización de eventos específicos con la industria y el mundo académico o la participación en congresos relevantes como los dos previstos en Granada para este año: la Conferencia Internacional de Materiales para Fusión y el Foro de Grandes Instalaciones Científicas.

Estructura del consorcio

Este organismo público tendrá su sede en la capital granadina y su organización corresponderá a tres órganos: el Consejo Rector, la Comisión Ejecutiva y la Dirección. El primero es el órgano de gobierno y administración del consorcio y le corresponde fijar las directrices y criterios generales de actuación, aprobar los programas de inversión y financiación de la entidad y el plan anual de actuaciones y proyectos, entre otras competencias. También dará el visto bueno al anteproyecto de los presupuestos y las cuentas anuales.

La Comisión Ejecutiva se encargará del seguimiento de las actividades del consorcio y sus atribuciones consistirán en elevar al Consejo Rector para su aprobación los anteproyectos de presupuestos y el plan de actuación anual, así como las cuentas del ejercicio vencido. De igual modo, podrá contratar obras, servicios y suministros, de acuerdo con los límites económicos fijados por el Consejo Rector.

La Dirección debe impulsar y coordinar el funcionamiento de los servicios a su cargo y, en particular, la gestión de los recursos financieros de la entidad, la aprobación y realización de contratos, convenios y acuerdos o la solicitud y aceptación de ayudas y subvenciones. Asimismo, estará encargado de elaborar el anteproyecto de plan anual de actuaciones y proyectos o ejecutar los acuerdos del Consejo Rector y de la Comisión Ejecutiva.

Este ente tendrá carácter de agente del Sistema Español de Ciencia, Tecnología e Innovación, y en el ámbito andaluz, podrá acreditarse y registrarse como agente del Sistema Andaluz del Conocimiento.

Un proyecto estratégico para Andalucía

El IFMIF-DONES constituye una instalación tecnológica internacional de primer nivel mundial, que puede atraer unos retornos sociales, científicos, tecnológicos e industriales muy significativos a Andalucía. De acuerdo con el estudio de la Universidad de Granada sobre ‘El impacto socioeconómico asociado a la implementación del proyecto IFMIF-DONES en Escúzar’, Andalucía verá aumentada la producción de bienes y servicios en 4.156 millones de euros y la generación de empleos, tanto directos como indirectos e inducidos, en más de mil de media anual durante las tres fases de la iniciativa, lo que supone un total de 35.663 empleos. Para la provincia de Granada estos efectos se contabilizan en un aumento de 1.945 millones en la producción y en la creación de 11.775 empleos entre las tres fases del proyecto, lo que supone 346 empleos de media anual.

Por esa razón, la Junta le otorga al proyecto un carácter estratégico y lo considera una oportunidad para convertir a la comunidad en un referente nacional e internacional del conocimiento y de la investigación, sobre todo en lo que respeta a la búsqueda de fuentes de energía alternativas al carbón y el petróleo.

El respaldo del Gobierno andaluz a esta iniciativa desde el inicio de la legislatura la candidatura de Granada se ha sustentado en una serie de decisiones y en la financiación de las actuaciones necesarias para avanzar en la candidatura. Así, en marzo de 2019 la Consejería de Transformación Económica decidió ampliar su participación en este futuro consorcio con el Gobierno central, pasando de un 33% al actual 50%. Ese porcentaje eleva el compromiso inversor autonómico a 16,3 millones de euros, de forma que el Gobierno central asume la otra mitad hasta alcanzar entre ambas administraciones casi 33 millones, cofinanciados con Fondos FEDER.

También, a finales de 2019, financió a través de la Universidad de Granada la realización de una serie de actividades vinculadas al acelerador, entre ellas la creación de una Oficina Técnica para potenciar las opciones de la candidatura, con una subvención de 262.500 euros.

A ese importe se ha sumado, posteriormente, una transferencia a dicha institución académica para sufragar gastos de infraestructura del IFMIF-Dones por valor de 1,75 millones, elevándose la consignación autonómica a la UGR a 2,01 millones en 2019. A esta cuantía se sumarán los restantes 14,29 millones de euros que la Administración andaluza continuará concediendo a esta universidad en función de las necesidades de la candidatura.

600 millones para la construcción

Este acelerador de partículas de alta potencia es una iniciativa conjunta de España y Croacia que cuenta con el aval del Programa de Fusión Europeo, ‘Fusion for Energy’ (F4E) y tiene como objetivo la construcción de una fuente de neutrones para cualificar los materiales que se utilizarán en los futuros reactores de fusión nuclear. Se trata de una iniciativa internacional complementaria al proyecto Termonuclear Experimental Internacional (ITER, por sus siglas en inglés), un reactor experimental que se está construyendo en el sur de Francia y que pretende obtener una nueva fuente de energía basada en la fusión nuclear con fines comerciales. El IFMIF-Dones, constituye, por tanto, un elemento esencial en el camino para desarrollar esta fuente de energía alternativa, más limpia e ilimitada y para paliar la dependencia energética mundial.

El presupuesto actualmente estimado para la construcción del IFMIF-DONES es de 600 millones de euros. La aportación española sería de unos 300 millones de fondos estructurales complementados con una cantidad de financiación nacional para tener en cuenta actividades no cubiertas por los fondos europeos.

Compartir es demostrar interés!

34 comentarios sobre “Constituido el consorcio para promover la candidatura de Granada como sede del IFMIF-DONES con una dotación de 1,5 millones
Transformación Económica y Ministerio de Ciencia firman el convenio para crear este ente, que gestionará la colaboración científica, económica, técnica y administrativa de ambas administraciones

Comentarios cerrados.